El primer paso para Chile 2023

26 de marzo de 2015 10:30 AM

3 0

la tercera / Chile volverá a albergar una cita continental deportiva. Esto porque Santiago fue elegida como sede de la segunda versión de los Juegos Sudamericanos de la Juventud, en 2017.

En la asamblea general ordinaria de la Organización Deportiva Sudamericana (Odesur), realizada en Río de Janeiro, el presidente del Comité Olímpico Chileno, Neven Ilic, y la ministra del Deporte, Natalia Riffo, expusieron y buscaron la forma de convencer a la entidad de tener el certamen, lo que finalmente se concretó en la tarde de ayer, por unanimidad de sus miembros.

“Esto es una muestra más del gran trabajo que estamos haciendo en Chile en materia deportiva, y que es valorado por todos los países sudamericanos”, declaró Ilic.

“Estamos contentos, es una muy buena noticia. Llevamos harto tiempo conversando con ellos de esto. De hecho, vinieron dos observadores a ver las instalaciones”, dijo, por su parte, Riffo.

La secretaria de Estado aseguró que la propuesta obedece a un doble objetivo. Uno de ellos era, a juicio de Riffo, crear una nueva generación de deportistas. “El alto rendimiento tiene ciclos y momentos de recambio. Tenemos que ver cómo potenciamos a los niños que estarán para esos Juegos, poniendo recursos para la nueva camada”, explica.

El otro, tiene que ver con la infraestructura. La ministra aseveró que, para 2017, se usarán los mismos recintos de Santiago 2014, por lo que no será necesario hacer nuevos escenarios.

“ Queremos usar la tremenda inversión de Santiago 2014 en infraestuctura, por lo que eso ya está listo para 2017 ”, dijo Riffo. De hecho, eso fue uno de los puntos fuertes de la propuesta nacional ante Odesur, y que inclinó la balanza a favor.

“Los observadores que vinieron estaban sorprendidos por el uso que se le sigue dando a las instalaciones. Fueron al Parque Peñalolén y al Estadio Nacional, y vieron que estaban abiertos al público y disponibles para los deportistas”, agrega.

El evento reuniría, según cifras del Mindep, a casi dos mil atletas entre 14 y 17 años, que competirán en 17 deportes, “aunque se están solicitando tres más”, acota Riffo. El costo total de los Juegos sería de unos 10 millones de dólares. “Tenemos que afinar la cifra, pero rondaría por ahí ”, añade.

Pero hay otro aspecto que aparece en la exitosa postulación nacional a los Sudamericanos de la Juventud. La derrota en Toronto para los Panamericanos de 2019, aunque asimilada, sigue siendo una deuda y estas aspiraciones a certámenes internacionales pretende posicionar a Chile como un candidato serio para la próxima cita a definir, la de 2023.

“ La Presidenta Michelle Bachelet ya había señalado que se podía apoyar a una postulación, y esto nos ayuda, porque nos pone como un país que puede desarrollar eventos deportivos. Esto contribuye a una posible candidatura para el 2023 ”, explica Riffo.

En esa ocasión, la jefa de Estado deslizó la idea cuando despidió la delegación que iba a los JJ.OO. de la Juventud realizados en Nanjing. “La Presidenta nos ha pedido que postulemos a los próximos Juegos Panamericanos, con todo su apoyo y el del gobierno”, explicó esa vez Ilic.

“A partir de hoy, comenzamos a trabajar en la organización de estos Juegos, que no sólo tienen un carácter deportivo, sino que también cultural y educativo”, dijo ahora Ilic. Chile busca espacio en vitrinas y, así, saldar una deuda con los Panamericanos.

Lea también: América Latina en la noticia – 11 diciembre 2018

Fuente: entornointeligente.com

A la página de categoría

Loading...